EL BUEN CAFÉ

El café es, en volumen, el segundo producto más comerciado en el mundo entero después del petróleo. Esto explica, en sí, su trascendencia, tanto para los países productores como para los países productores como para los países consumidores.

Oriundo de Etiopía, el café se difundió como bebida en Arabia, entre los siglos XIII al XV; en el Cercano Oriente, en el siglo XVI; en Europa, en el XVII; y, en América, en el XVIII. Como cultivo se aclimató rápidamente en el Nuevo Mundo. Varios países asiáticos, latinoamericanos y africanos, entre los Trópicos de Cáncer y de Capricornio, encontraron en este producto la clave para su desarrollo económico.

La importancia del café radica en que, como cultivo y como artículo de exportación y consumo, pasa por una serie de procesos y etapas que involucran a millones de personas: desde la formación de almácigos, el transplante, cultivo, poda, cosecha, despulpado, fermentación, lavado, secado, descascarado, escogido, empaque, comercialización, transporte, embarque, desembarque, separación, mezcla, tueste, empaque y etiquetado, hasta su venta al detalle. Finalmente, el producto es molido, preparado, servido y saboreado en una taza.

Para el caso de Guatemala, existen numerosos estudios que han investigado y analizado el café desde diferentes puntos de vista. Pero no existe una historia que trate el tema en todo su contexto agrícola, económico, social, comercial y cultural.

La presente obra constituye un libro ilustrado, que contiene todos estos diversos aspectos: desde su propagación el  mundo, su introducción en Guatemala, difusión, vicisitudes de los pioneros y logros de los empresarios caficultores, favorecidos por el Estado liberal, por una parte, pero también desmotivados por la lucha contra las inclemencias del tiempo, la naturaleza, las plagas, la competencia en el mercado, la inestabilidad de los precios y los problemas en la comercialización, por la otra.

Mediante la historia casos particulares y una visión general, esta obra muestra la actuación y perseverancia de los actores económicos históricos, la diversidad y complejidad, la coyuntura, la contingencia y los ciclos económicos a que está sujeto este producto que, como cultivo, ha cimentada base de la Guatemala de hoy.

La Asociación Nacional del Café, ANACAFÉ, fue fundada el 4 de noviembre de 1960, con el objetivo de velar por los intereses de los productores de café del país.

Los miembros de ANACAFÉ están conformados por todas aquellas personas que producen café, entre ellos: fincas, cooperativas, y pequeños productores, todos los cuales a la fecha suman más de 60,000.

Para cumplir estos objetivos, ANACAFÉ desarrolla diversas actividades que promueven la excelencia del café guatemalteco a nivel nacional e internacional, brindando también servicios de asistencia técnica, investigación, de laboratorio (análisis foliar y de suelos) e información del mercado.

ANACAFÉ orienta, desarrolla y ejecuta la política cafetera del país. Regula las exportaciones de café a través de la emisión de licencias de exportación.

ANACAFÉ también representa los intereses de la caficultora ante la Organización Internacional del Café (OIC)

Actualmente, la institución cuenta con 19 oficinas regionales en los diferentes departamentos y municipios de la República. En dichos centros se dan asesorías, se investiga y se informa a los caficultores respecto a temas

que ayudan al buen desarrollo de sus cultivos.

 Agua Pura Salvavidas y la Asociación Nacional del Café (Anacafé), a través de los Cafés de Guatemala, buscan retomar la alianza realizada en el año 2002, con el propósito de  incrementar el consumo de los excelentes cafés guatemaltecos con la combinación perfecta del agua más confiable y segura . 

 

Al integrar los Cafés de Guatemala…los mejores del mundo y Agua Pura Salvavidas, se pretende incentivar en los guatemaltecos el orgullo de consumir nuestro café tostado y molido, uno de los mejores del mundo, además de prepararlo de la forma correcta.  El agua recomendada por Anacafé es Agua Pura Salvavidas, la más confiable y segura, ya que contiene la cantidad ideal de minerales necesarios que permiten una mejor extracción de las características del café.  Siendo el guatemalteco un gran consumidor de café, está transformando sus hábitos de consumo, aprendiendo más sobre la calidad y de la preparación del mismo.   Al aumentar el consumo interno de café de calidad, se reflejará en cambios positivos para la economía nacional.  

 

Con Agua Pura Salvavidas y Cafés de Guatemala… los mejores del Mundo, el consumidor podrá degustar del café en su mejor expresión,  preparado con el agua que posee la cantidad ideal de minerales adecuados para la salud.  Además, el propósito de ésta unión es fortalecer el orgullo nacional de los guatemaltecos, elemento positivo e importante en la actualidad de nuestro país.   

 

 

 

Anuncios

1 Response so far »

  1. 1

    carmemarirosi said,

    MUY INTERESANTE TODA ESTA INFORMACIÓN, DE ESTE PAÍS QUE PRODUCEN CAFÉ…TE FELICITO.BESOS.


Comment RSS · TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: