Posts tagged Escritores

8 de Marzo

Día Internacional de la Mujer Trabajadora

8 de Marzo

 1926764_703791426307800_717386205_n

El 8 de Marzo es una fecha de enorme significado histórico, político y reivindicativo para las mujeres trabajadoras de todo el mundo. En medio de una profunda crisis del capitalismo, llamamos a desarrollar e impulsar la movilización de decenas de miles de mujeres por sus reivindicaciones cada vez más vitales y para que la crisis la paguen los capitalistas.

 

La carestía de la vida; los vínculos familiares de sujeción y violencia; la precarización laboral; los planes de empleo degradantes; la negación del acceso a la salud; la clandestinidad del aborto con su secuela de muerte, mutilación y culpabilización personal; el avance de la esclavitud laboral y de la esclavitud sexual; las reformas del Código Civil, del Comercial y del Código Penal (contrarias a los derechos de las mujeres) constituyen la agenda extraordinaria que nos debe movilizar en esta jornada internacional.

Las reformas de los códigos Civil y Penal, otro ataque

Se encuentra en marcha una reformulación del Código Civil que consagra la precarización laboral y la impunidad del Estado. A partir del ‘principio’ de establecer el inicio de la vida humana “desde la concepción”, dentro y fuera del útero materno, atenta contra la fertilización asistida y contra la investigación científica con embriones y, de paso, coloca un cerco jurídico contra el aborto legal. Este código obtuvo la media sanción del Senado como consecuencia de un acuerdo del gobierno con el clero. La propuesta de reforma del Código Penal -que cuenta con el acuerdo del FAP, del PRO, de la UCR, el Unen y el FpV- mantiene la penalización del aborto. Los derechos de la mujer están sujetos a la decisión del Vaticano.

Aborto legal versus aborto clandestino

En la Argentina se producen 550 mil abortos por año. La tasa de mortalidad de mujeres gestantes es el doble de la de Chile o Uruguay -300 mujeres al año-, por causas mayoritariamente evitables, principalmente por aborto clandestino. Las hospitalizaciones por complicaciones de abortos mal practicados de 80 mil mujeres (según datos parciales del año 2000) no dejan de crecer. Argentina es uno de los pocos países que no logró bajar la mortalidad de mujeres gestantes. El crecimiento del embarazo entre niñas y adolescentes fue de un 15% en diez años. Los ataques sexuales contra las niñas han crecido en forma ininterrumpida, junto al embarazo no deseado.

El registro es absolutamente parcial y deformado, ya que provienen de un gobierno que tomó la determinación política de desvirtuar las cifras para eludir su responsabilidad.

 

Reivindicamos, frente a esta realidad, el aborto legal y gratuito, así como la educación sexual científica en todos los niveles educativos. La explotación capitalista es incompatible con el derecho al embarazo deseado de la mujer, del mismo modo que es un obstáculo insalvable al desarrollo de la individualidad humana. El trabajo precario, la flexibilización laboral, la desocupación y la pobreza creciente son responsables de los abortos forzados o ‘espontáneos’. Al lado del embarazo forzado, el clero ha desarrollado el negocio extraordinario de la adopción infantil. El régimen político vigente es responsable del aumento de los abortos clandestinos, también de la muerte y mutilación de mujeres por esta causa.

 

El embarazo forzado y el aborto clandestino son, ante todo, herramientas de disciplina social. La Iglesia, el bastión reaccionario contra los derechos de la mujer, es -a la vista de todos- una gigantesca mafia de pedofilia, lavado de dinero, estafas y de todos los delitos aberrantes que se puedan imaginar. El ‘Papa argentino’ se ha convertido, de opositor político del kirchnerismo, en el tutor de su política y el recurso último de su supervivencia. El avance clerical, tanto en lo que respecta a las normas como entre los funcionarios que ocupan cargos clave a la cabeza de hospitales o servicios de ginecología, ha sido enorme, tanto en provincias oficialistas como opositoras.

Las consecuencias de esta penetración se vieron, recientemente, en la provincia de Salta, para bloquear el aborto de una niña violada por su padrastro, en la misma línea de casos anteriores. La lucha del movimiento de mujeres, organizaciones de derechos humanos y partidos de izquierda ha sido esencial para derrotar estos atropellos.

 

La lucha por el aborto legal y gratuito desafía al conjunto del orden existente sobre el lugar de la mujer en la sociedad y sus diversas cadenas de disciplina social.

 

La consigna “Educación sexual para decidir, anticonceptivos para no abortar y aborto legal para no morir” sintetiza la lucha del movimiento de mujeres contra el régimen precarizador, hambreador, violento y abortista.

Esclavitud sexual y laboral

Frente a este 8 de marzo, tenemos varias razones para ponernos de pie. La trata de personas vino para quedarse. El negocio de la prostitución es una de las principales cajas negras de la policía, que abarca una enorme red de capitales mafiosos y financieros internacionales. El gobierno ha respondido mediante la eliminación hipócrita del rubro 59 de los clasificados, mientras buscaba superar la crisis cambiaria autorizando un blanqueo de capitales -o sea: el lavado de dinero de las mafias. El Estado es responsable, por desidia o complicidad, de la desaparición de mujeres para la esclavitud sexual y laboral. Pocas cosas ilustran esta realidad como las “casas de tolerancia” en la patria chica del oficialismo.

 

A la naturalización de la explotación sexual de las mujeres, cuando se las convierte en “trabajadoras sexuales”, o cuando se convoca a reprimir “la demanda”, oponemos la organización independiente de la mujer por el derecho al trabajo, a la maternidad asegurada por el Estado; por el derecho al aborto legal y gratuito, y a la educación sexual en todos los niveles; contra la violencia social hacia la mujer en todas sus manifestaciones y la fusión de esta organización con las organizaciones obreras y de la juventud por la abolición de la explotación capitalista y la enajenación de la personalidad humana.

 

Organizarnos contra la precarización laboral

Las mujeres ingresamos a esta fase de la crisis del régimen político en su conjunto, en condiciones severamente desventajosas: en el podio de la inserción laboral precaria, ya que el 54% de los trabajadores tercerizados, contratados, vendedores ambulantes, empleadas domésticas, trabajadores por agencia son mujeres. El 70% de las cuadrillas de trabajo de los planes Argentina Trabaja están compuestas por mujeres. Esta vinculación con punteros y jefes de planta de los municipios las colocan en un estado de vulnerabilidad social que excede la cuestión laboral. Los ‘planes’ son un elemento fundamental para deprimir los salarios del conjunto de los trabajadores del sector municipal.

 

Las cláusulas de los convenios que tenían en cuenta el día femenino y otras reivindicaciones de las mujeres nunca se recuperaron, no se hizo nada para eliminar la diferencia salarial y de calificación laboral entre el hombre y la mujer, no se crean jardines maternales -sean públicos o en las empresas. En lo que respecta a las obras sociales, el acceso a la anticoncepción gratuita es desigual y muchas veces está sometido a trámites burocráticos.

 

A las mujeres trabajadoras nos sobran los motivos para salir a marchar este 8 de marzo, acompañando a las trabajadoras y los trabajadores de la fábrica Bolo en su lucha contra los despidos y la falta de pagos, conformando comisiones de mujeres que acompañen las luchas de nuestras familias, impulsando una pelea por nuestros derechos laborales aplastados por las burocracias sindicales, poniendo en pie listas antiburocráticas. La lucha para terminar con la burocracia sindical es una tarea de principal interés para las mujeres, porque los vínculos que ella impulsa entre los trabajadores colocan a la mujer en un lugar subordinado, porque las patotas que reclutan son el claro exponente de la violencia hacia la mujer y porque los reclamos sindicales de las mujeres -como los jardines maternales, el día femenino, la extensión de las licencias por maternidad y paternidad y la colocación de lactarios adecuados- han sido las primeras conquistas entregadas por esta casta parasitaria y traidora de los trabajadores. Salir a las calles con nuestras demandas laborales y colocarlas en el centro de la escena política a fuerza de acción y movilización popular es una gran oportunidad que tenemos de cara al próximo día internacional de la Mujer Trabajadora.

La violencia doméstica es social y política

La violencia doméstica contra las mujeres y los niños tiene una naturaleza social. La familia concentra todas las contradicciones de una sociedad que acentúa la explotación, la exclusión y la humillación. Es, precisamente, el modelo familiar que el clero defiende con fanatismo ilimitado. En oposición a la familia, como un reducto privado, y a la sociedad, dominada por la explotación de la fuerza de trabajo, defendemos la socialización del individuo, donde la realización de cada uno sea la medida de la realización de todos y de la unidad familiar que se determine como producto de esta conquista social. Nuestra lucha es por unir a la familia obrera en torno a sus intereses de clase y en contraposición a la reproducción dentro de ella de escalas de poder de unos sobre otros.

 

Contra todas las promesas del “estado de bienestar”, la mujer no ha conquistado la independencia económica a través de su incorporación al “mercado de trabajo”. Todo lo contrario, la familia trabajadora ha sufrido un retroceso social en su conjunto. La conversión del trabajo estable en trabajo precario, el crecimiento de la desocupación, el encarecimiento de la salud y de la educación, la falta de vivienda y el hacinamiento son el caldo de cultivo de la violencia doméstica.

 

Desde el Estado prima la inacción y el discurso que responsabiliza a la mujer por el hallazgo de la salida a la situación de violencia: “vos tenés que romper el vínculo”, “sacale tarjeta roja”, pero no hay una sola medida de apoyo económico a la mujer divorciada y a sus hijos. Lo irónico es que la asistencia interdisciplinaria a la mujer, casi inexistente, está formada por trabajadoras que viven ellas mismas la violencia institucional del contrato ‘part time’, sin salarios adecuados y sin recursos para la atención.

 

Las mujeres organizadas son la única herramienta para luchar contra la violencia social hacia la mujer y para arrancar al Estado las reivindicaciones que aseguren trabajo, asistencia económica y defensa social -¡bajo el control de las propias organizaciones de la mujer!

 

La exposición de la “violencia de género” encubre la impunidad de la que goza la violencia contra las mujeres por parte de los hijos del poder, desde María Soledad hasta Paulina Lebbos en Tucumán, o el de Tati Piñeyro en Misiones. El 8 de marzo estaremos en la calle con nuestras pancartas y banderas por el juicio y castigo de todos los gobernadores, funcionarios y policías responsables por el secuestro y desaparición de mujeres en todo el país

El día internacional de la Mujer Trabajadora -una jornada que se gestó al calor del reconocimiento por parte de las mujeres socialistas de principios del siglo XX de la necesidad de organizar a la clase trabajadora en pos del programa de lucha y defensa de las mujeres como única posibilidad avanzar en la emancipación social de todas las mujeres- mantiene una vigencia total y forma parte de una de las principales batallas que hoy debemos encarar.

 

La fantasía de avanzar en la lucha por los derechos de las mujeres ignorando el contenido de clase que subyace en la explotación de las mismas y en la violencia contra ellas es simplemente un engaño. El feminismo que no asume una posición revolucionaria y socialista no tiene más salida que concluir en un pacto con los gobiernos de turno, que están empeñados en la defensa de la explotación vigente. El feminismo que fue cooptado por el kirchnerismo no tiene nada que exhibir, lo mismo para aquel de ropaje ‘comunista’, que colabora sistemáticamente con el clero. El feminismo que promueve un capitalismo con “enfoque de género”, que se ampara para ello en conquistas como el matrimonio igualitario, simplemente ignora que esas conquistas no llegan a la inmensa mayoría de los involucrados, ni supera la exclusión que promueve el capitalismo en todos los planos de la realidad. Al final, el feminismo K se ha convertido en una rueda de la propaganda del gobierno de la devaluación y de Chevron. La debacle no puede ser mayor.

 

El próximo 8 de marzo, en todo el país y en el mundo, debemos encabezar una movilización masiva con las mujeres luchadoras de cada gremio, barrio y cada sector estudiantil a la cabeza, plantando con fuerza la independencia del movimiento de mujeres y de la lucha sin concesiones por la educación sexual, el aborto legal, la anticoncepción gratuita, el trabajo en blanco, la vivienda digna, contra los ataques sexuales, la trata de personas, la esclavitud laboral y sexual, organizando en todos lados reuniones, plenarios, charlas, video-debates, que conduzcan a las mujeres a marchar por sus propios intereses.

Por la unidad combativa con el movimiento obrero y el conjunto de los explotados.imagesI1OFLOIB

 

Anuncios

Leave a comment »

En el Día de la Mujer Paraguaya

En el Día de la Mujer Paraguaya

El primer acontecimiento importante del calendario escolar es el Día de la Mujer Paraguaya, que se celebra cada 24 de febrero, en recordación de la asamblea realizada por las heroicas residentes en fecha 24 de febrero de 1867, donde decidieron ofrendar sus joyas más preciadas para colaborar con la defensa de la patria, en ocasión de la guerra de la Triple Alianza.

030219145958331

Juana María de Lara.

Constituye un acto de estricta justicia recordar y testimoniar nuestro reconocimiento a todas las mujeres paraguayas, por sus múltiples y trascendentes aportes a la patria paraguaya, desde sus albores hasta nuestros días, y que tienen en Las Residentes su representación más emblemática, pues resumen varios de los atributos más significativos de la mujer paraguaya: amor sin fronteras, valentía y coraje a toda prueba, gran capacidad intelectual, además de un espíritu de entrega y sacrificio extremos!!

Al analizar el devenir de nuestra historia como nación, se vuelve imperioso reconocer y resaltar el aporte vital de la mujer, que se hace evidente en todas las épocas y circunstancias; desde las hacendosas, pulcras, prolíficas y valientes aborígenes guaraníes, quienes legaron el matriarcado como institución de gran contenido y significación en la educación de los hijos y la vida de hogar, cuya influencia percibimos hasta hoy en muchos de los hogares paraguayos.

Máxima Lugo.

En el nacimiento del Paraguay como nación independiente, recordamos a doña Juan María de Lara, que inspirara los colores de nuestra enseña nacional. Y en el largo proceso de consolidación de la nación paraguaya, cómo olvidar los aportes de notables mujeres como las educadoras María Felicidad González, Asunción Escalada, Celsa y Adela Speratti; insignes profesionales como la abogada Serafina Dávalos, valientes dirigentes sociales como doña Carmen de Lara Castro, artistas de renombre como Máxima Lugo, Olga Blinder y Berta Rojas, destacadas intelectuales como Milda Rivarola y Graziella Corvalán, entre tantas otras.

Este rápido recorrido por nuestra historia, y la subsecuente reseña -aunque parcial e imperfecta-, nos permite rescatar algunos valores sustantivos que siempre han promovido y defendido las mujeres paraguayas, como la integridad y coherencia, tolerancia y solidaridad, humildad y laboriosidad, respeto sin cobardía. Son virtudes muy necesarias de rescatar ante la actual crisis de valores de la sociedad actual, y, muy especialmente, de muchas mujeres que pueden caer seducidas ante las múltiples tentaciones y frivolidades de la sociedad consumista actual, que exalta el tener antes que el ser.

Y así como antes, hoy no podemos ignorar a las sufridas mujeres del campo. Ellas comparten todas las carencias, postergaciones y trabajos con sus compañeros agricultores. Y antes que todo, recordemos con veneración a la mujer más ilustre de todas las mujeres: a nuestras propias madres, a quienes no sólo debemos la vida, sino además, gran parte de nuestra formación y educación, y la riqueza de nuestra personalidad. Rescatamos, pues, valiosos aportes de la mujer paraguaya, ya sea como profesional, artista, educadora, productora, madre y compañera, con actitud de mediadora para conciliar todas las diferencias.

Leave a comment »

Noche de Habaneras de Torrevieja

La playa del Cura acoge la 19ª Noche de Habaneras de Torrevieja
Jueves, 14 de Julio de 2011
El concejal de Cultura y Turismo del Ayuntamiento de Torrevieja y responsable del Patronato Municipal de Habaneras, Luís María Pizana, acompañado por su gerente, Juan Agustín Manrique, presentaron la 19ª Noche de Habaneras enla Playa. Elespectáculo tendrá lugar mañana viernes, 15 de julio, a partir de las 22:30 horas en la playa del Cura de Torrevieja.En esta cita ya habitual, celebrada como prólogo del 57º Certamen Internacional de Habaneras y Polifonía, participarán cinco agrupaciones torrevejenses. Estos grupos que actuarán mañana viernes son: la sección infantil de la coral torrevejense ‘Francisco Vallejos, un grupo de la coral ‘Manuel Barberá’, otro de la ‘Masa José Holdar’, el coro ‘Cecilio Gallego’ dela Asociación Amasde Casa del municipio y cerrará el espectáculo la agrupación ‘Brea y Sal’.Para el espectáculo, se ha preparado un gran escenario de120 metros cuadradosiluminado con 50.000 vatios de luz y tendrá como fondo un gran telón de leds de casi60 metros cuadrados. Para las habaneras más populares se proyectarán más de 60.000 vatios de sonido que alcanzarán la totalidad de la playa y su paseo.

El repertorio a interpretar será una selección de habaneras muy conocidas. Según Luis María Pizana, “todo está dispuesto para vivir una noche entrañable, de auténtico sabor torrevejense, donde los amantes de la habanera y el canto coral van a disfrutar en un marco muy acogedor como es la playa del Cura”.

Escuela Coral Municipal

Por otro lado, el concejal aprovechó su comparecencia para felicitar al coro juvenil dela Escuela CoralMunicipal por su selección para competir en el Festival Internacional de Música de Cantonigrós (Barcelona). La participación en el festival ya es todo un premio para estos jóvenes, ya que solamente han sido seleccionadas dos corales españolas. Pizana aseguró que ha tenido la oportunidad de comprobar el cariño y la ilusión con la que están preparando esta actuación.

Leave a comment »

EL TREN DE LA VIDA

El Tren de la Vida

 

La vida no es más que un viaje por tren: repleto de embarques y desembarques, salpicado de accidentes, sorpresas agradables en algunos embarques, y profundas tristezas en otros.

Al nacer, nos subimos al tren y nos encontramos con algunas personas las cuales creemos que siempre estarán con nosotros en este viaje: nuestros padres.

Lamentablemente la verdad es otra. Ellos se bajarán en alguna estación dejándonos huérfanos de su cariño, amistad y su compañía irreemplazable. No obstante, esto no impide a que se suban otras personas que nos serán muy especiales.

Llegan nuestros hermanos, nuestros amigos y nuestros maravillosos amores. De las personas que toman este tren, habrá los que lo hagan como un simple paseo, otros que encontrarán solamente tristeza en el viaje, y habrá otros que circulando por el tren, estarán siempre listos en ayudar a quien lo necesite.

Muchos al bajar, dejan una añoranza permanente; otros pasan tan desapercibidos que ni siquiera nos damos cuenta que desocuparon el asiento.

Es curioso constatar que algunos pasajeros, quienes nos son tan queridos se acomodan en vagones distintos al nuestro. Por lo tanto, se nos obliga hacer el trayecto separados de ellos. Desde luego, no se nos impide que durante el viaje, recorramos con dificultad nuestro vagón y lleguemos a ellos, pero lamentablemente, ya no podremos sentarnos a su lado pues habrá otra persona ocupando el asiento.

No importa, el viaje se hace de este modo; lleno de desafíos, sueños, fantasías, esperas y despedidas… pero jamás regresos.

Entonces, hagamos este viaje de la mejor manera posible. Tratemos de relacionarnos bien con todos los pasajeros, buscando en cada uno, lo que tengan de mejor.

Recordemos siempre que en algún momento del trayecto, ellos podrán titubear y probablemente precisaremos entenderlos ya que nosotros también muchas veces titubearemos, y habrá alguien que nos comprenda.

El gran misterio, al fin, es que no sabremos jamás en qué estación bajaremos, mucho menos donde bajarán nuestros compañeros, ni siquiera el que está sentado en el asiento de al lado.

Me quedo pensando si cuando baje del tren, sentiré nostalgia.

Creo que sí. Separarme de algunos amigos de los que me hice en el viaje será dolorido. Dejar a que mis hijos sigan solitos, será muy triste. Pero me afiebro a la esperanza de que, en algún momento, llegaré a la estación principal y tendré la gran emoción de verlos llegar con un equipaje que no tenían cuando embarcaron.

Lo que me hará feliz, será pensar que colaboré con que el equipaje creciera y se hiciera valiosa.

Hagamos con que nuestra estadía en este tren sea tranquila, que haya valido la pena. Hagamos tanto, para que cuando llegue el momento de desembarcar, nuestro asiento vacío, deje añoranza y lindos recuerdos a los que en el viaje permanezcan.

 

Leave a comment »

CAMPAÑA DE APOYO A KORIA

Campaña de Apoyo a Koria por su derecho a decidir

de Juan Navidad, el miércoles, 06 de abril de 2011 a las 20:42

 

LIBERTAD PARA UNA MUJER SAHARUI

 Os animo a que pongáis una nota como esta en vuestro muro de Facebook, que lo difundáis en vuestro blog y que escribáis a los diputados del Congreso, para que se impliquen con esta causa. Seguid estos consejos:

-Sed respetuosos, expresad brevemente vuestra preocupación, pero no añadáis más texto del necesario-Incluid los datos de la familia de acogida -que están al final-, para que puedan contactar con ellos

-Podéis enviar también esta carta a los medios y, si trabajáis en uno, tratad de difundirlo

-Enviar los correos de manera individual, ya que los servidores de correo envían a la carpeta “spam” los mensajes que van a más de un destinatario.

-Pedidles SIEMPRE respuesta a los diputados/as y reenviar esa respuesta, si la hay, a la familia de acogida, al email que aparece al final.

-Muchas gracias por participar. 

 

Un ejemplo de cómo encabezo cada mensaje y después pongo el texto de la carta:

 PODEIS COPIAR EL TEXTO DE ABAJO Y PEGARLO EN VUESTRO CORREO RELLENANDO LOS DATOS PERSONALES QUE OS FALTAN Y ENVIARLO A LAS DIRECCIONES DE LOS DIPUTADOS QUE ESTAN AL FINAL DE ESTA PAGINA

Estimado/a Sr/a. Diputado/a,

Me llamo _______, mi número de Documento Nacional de Identidad/Pasaporte es _______ y vivo en ______. Tengo unos amigos que tienen una situación familiar grave, como podrá leer a continuación, en detalle. Estoy, como ellos, muy preocupado por la vida de esta joven y quisiera pedirle que haga lo posible para que el Parlamento inste al Gobierno de España para que medie en este caso y se pueda encontrar una solución para que pueda continuar su vida en España.

LIBERTAD PARA UNA MUJER SAHARUI

Elkouria Badbad (Koria) es una chica saharaui de salud delicada que llegó a San Miguel de Salinas (Alicante) el verano de 2000, en el programa “Vacaciones en Paz”, para pasar dos meses con una familia de acogida y someterse a los controles de salud que se les dispensa durante su estancia. En dichas revisiones se le detectó una anemia profunda. Debido a su precaria salud y a la carencia de medios en su lugar de origen, Koria no pudo regresar al Sahara, quedándose con la familia de acogida a petición de la Asociación de Amistad con el Pueblo Saharaui de Alicante y el visto bueno del Delegado del Frente POLISARIO.

El seguimiento médico de su enfermad reveló en poco tiempo que padecía una anemia ferropénica crónica que afectaba a órganos vitales, entre ellos el corazón. Koria sufre una miocardiopatía no compactada que a día de hoy sigue en estudio, aunque en 2009 fue operada de otra afección coronaria. Para llevar a cabo esta operación, la Consellería de Servicios Sociales de la Generalitat Valenciana asumió su tutela legal a requerimiento de la Delegación del gobierno saharaui, dándola en acogida a la familia con quien vivía. Gracias a una buena alimentación y a un riguroso seguimiento médico, Koría ha podido llevar una vida normal con las precauciones y limitaciones que exigen su salud, como es la imposibilidad de realizar esfuerzos físicos.

A punto de cumplir la mayoría de edad, Koria, completamente integrada en la sociedad y en su pueblo –incluso participa en grupo de teatro local-, cursa con excelente aprovechamiento sus estudios de 2º de bachillerato, junto con su hermano de acogida que tiene la misma edad, y hace planes para continuar estudios universitarios.

Durante diez años, Koria no ha podido visitar a su familia biológica por no disponer de los permisos pertinentes que debían haber sido facilitados por los representantes del gobierno saharaui. No obstante ha mantenido contacto quincenal o semanal con su familia vía telefónica. Asimismo, la familia de acogida ha realizado varios viajes al Sahara a fin de fortalecer la relación con su familia biológica, llevando, incluso, un acta notarial en la que se comprometía a no tramitar adopción alguna y a que la joven visitara a sus padres al menos una vez al año.

En diciembre de 2010, la familia de acogida logra el estatus legal para que Koria pueda viajar a los campamentos a visitar a su familia y reencontrarse finalmente con ellos y con su abuela de avanzada edad, tal y como era su deseo.

Las fiestas navideñas se sucedieron con normalidad, entre una familia biológica feliz de ver a su hija con su salud mejorada y agradecida de la oportunidad de futuro de vida, que en caso de haber estado en el Sahara con muy poca probabilidad habría existido.

Koria, con la satisfacción de tener el apoyo de sus padres biológico y con la ilusión de regresar a España a continuar sus estudios y su desarrollo, decidió desprenderse y regalar todas sus pertenencias la noche previa a su viaje.

Sin embargo, el 4 enero de 2011, el día de regreso de Koria, la familia biológica decidió que el lugar para ella no era otro que el desierto. Así, horas antes de dirigirse al aeropuerto de Tinduf, aprovechando que la joven cumplía las órdenes de su familia de ir a comprar al mercado, fue retenida por la fuerza, en una jaima alejada de los campamentos, sin ni siquiera permitirle una despedida ni dar explicación alguna ni a Koria ni a la madre y hermano de acogida.

 El 5 de enero, la joven saharaui pudo realizar una llamada de teléfono dejando un mensaje inquietante: “Mi familia me ha secuestrado y me llevan al campo, espero poder hablar con vosotros”. El mismo día, desde el hospital en el que tiene que ser ingresada tras un desvanecimiento con pérdida de conocimiento, consigue hablar con la madre de acogida y le dice que se encuentra muy mal, que no sabe cuánto tiempo va a aguantar y que quiere regresar a España.

 Bienvenida Campillo y José Vicente Mañogil, padres de acogida de Koria, temen por la vida de la joven saharaui, que depende de una medicación diaria para sus afecciones y una dieta específica rica en hierro que allí no pueden proporcionarle. El calor del desierto lo tiene contraindicado. Desde entonces los padres de acogida están movilizando todos sus recursos y contactos para lograr que la joven regrese. Y esto por tres razones:

  • porque está en juego el derecho de una mujer a decidir por sí misma su vida y su futuro.
  • porque tiene derecho a continuar sus estudios, por los que lleva sacrificándose desde que a los 7 años pisó una escuela sin saber leer ni escribir.
  • Y porque su precario estado de salud amenaza su vida.

   Los padres de acogida se han entrevistado con el Delegado del Frente POLISARIO en Madrid, con el Ministro de Sanidad saharaui y con un representante personal del Presidente Mohamed Abdelazid a quienes han trasladado con todo detalle la situación de Koría, hasta el momento sin que le haya sido facilitada ni siquiera una llamada telefónica ni la llegada de la medicación que la joven debe tomar.

 Bienvenida Campillo, que también es concejala de Esquerra Unida en el Ayuntamiento de San Miguel de Salinas, ha sido durante más de 30 años activa defensora del derecho de los saharauis a su independencia, a su tierra y a su libertad. La familia sigue confiando en que el gobierno del Frente POLISARIO cumpla y haga cumplir su propia Constitución en cuanto a velar “por la protección de todos los derechos políticos, económicos, sociales y culturales de la mujer saharaui”. Y piden a cuantas personas e instancias públicas y privadas, medios de comunicación y autoridades, que así se lo demanden a las autoridades saharauis en nombre de los Derechos Humanos que el mismo gobierno saharaui reclama para su pueblo.

DATOS DE LOS PADRES DE ACOGIDA

Bienvenida Campillo Lorca / José Vicente Mañogil Pinar.

Teléfono: 630 876 992

Email: bienbmicaela@hotmail.com

Se ruega contestación a este mensaje. Gracias por  adelantado.

 

 Listado de correos electrónicos de todos los diputados/as del Congreso de España:

 abalos@diputado.congreso.es; 

 fatima.aburto@diputada.congreso.es; 

 agirretxea@diputado.congreso.es;  

palegria@diputada.congreso.es;

 jalique@diputado.congreso.es; 

 alfonso.alonso@diputado.congreso.es;  

aalonso@diputado.congreso.es; 

 amador.alvarez@diputado.congreso.es;  

cayetana.alvarez@diputada.congreso.es;  

eloisa@diputada.congreso.es; 

 emilio.alvarez@diputado.congreso.es;

 calvarez@diputada.congreso.es;

juancaparicio@diputado.congreso.es; 

 c.aragones@diputado.congreso.es; 

 elviro.aranda@diputado.congreso.es;  

miguel.arias@diputado.congreso.es;  

gustavo.aristegui@diputado.congreso.es;  

 mar.arnaiz@diputada.congreso.es;

 alfredo.arola@diputado.congreso.es;  

andres.ayala@diputado.congreso.es;  

jlayllon@diputado.congreso.es; 

 pedro.azpiazu@diputado.congreso.es; 

 alejandro.ballestero@diputado.congreso.es; 

 fatima.banez@diputada.congreso.es;  

josemanuelbar@diputado.congreso.es;

uxue.barkos@diputada.congreso.es; 

 barrachina@diputado.congreso.es; 

 juan.barranco@diputado.congreso.es;  

pilar.barreiro@diputada.congreso.es; 

 javier.barrero@diputado.congreso.es; 

 jabarrio@diputado.congreso.es;  

meritxell.batet@diputada.congreso.es;

soledad.becerril@diputada.congreso.es; 

 jrbeloki@diputado.congreso.es;  

josemariabenegas@hotmail.com;

jabermudez@diputado.congreso.es; 

 guillermo.bernabeu@diputado.congreso.es;  

 delia.blanco@diputada.congreso.es;

mjbonilla@terra.es;  

fbono@diputado.congreso.es;  

jose.bono@presidente.congreso.es;  

cbravo@diputada.congreso.es;

tomas.burgos@diputado.congreso.es; 

 josealberto.cabanes@diputado.congreso.es; 

 meritxell.cabezon@diputada.congreso.es;

 scabezonruiz@diputada.congreso.es;   

mercedes.cabrera@diputada.congreso.es;  

rosabecano@hotmail.com; 

 joan.calabuig@diputado.congreso.es;

jesus.caldera@diputado.congreso.es;

  j.callejon@diputado.congreso.es;

carmen.calvo@diputada.congreso.es;

susana.camarero@diputada.congreso.es; 

 belen.docampo@diputada.congreso.es; 

  hca@diputado.congreso.es;

 carles.campuzano@diputado.congreso.es;  

fcanet@diputado.congreso.es;  

acanodiaz@diputada.congreso.es; 

 joan.canongia@diputado.congreso.es; 

 eugenia.carballedo@diputada.congreso.es; 

 xavier.carro@diputado.congreso.es;  

ycasaus@educa.aragob.es;  

 helena.castellano@diputada.congreso.es; 

 marivicediel@yahoo.es; 

 scervera@diputado.congreso.es; 

 achacon@diputada.congreso.es;

mb.chacon@parlamento-and.es;  

cipria.ciscar@diputado.congreso.es; 

  mercedes.coello@diputada.congreso.es;

 mcolldeforns@diputada.congreso.es; 

 ccorcuera@diputado.congreso.es; 

 lucilaco@yahoo.es;  

macortes@diputado.congreso.es;

ignacio.cosido@diputado.congreso.es;  

angelinacosta@uco.es; 

 carloscotillas@diputado.congreso.es; 

 jesus.cuadrado@diputado.congreso.es;  

alvaro.cuesta@diputado.congreso.es; 

 antonio.cuevas@diputado.congreso.es; 

 viceprimera@mesa.congreso.es;

celso.delgado@diputado.congreso.es; 

 manuel.diaz@diputado.congreso.es; 

 clementina.diez@diputada.congreso.es;

 joseignacio.echaniz@diputado.congreso.es; 

 reme.elias@diputada.congreso.es; 

 gelorriaga@diputado.congreso.es;

salvador.encina@diputado.congreso.es;  

antonio.erias@diputado.congreso.es; 

 elena.es;pinosa@diputada.congreso.es;

eesteve@diputada.congreso.es; 

 marta.es;trada@diputada.congreso.es;  

andrea.fabra@diputada.congreso.es;

efajarnes@diputado.congreso.es; 

 mariajose.fernandez@diputada.congreso.es; 

 mfbermejo@diputado.congreso.es;

afmesa@diputado.congreso.es;   

juli.fernandez@diputado.congreso.es;  

francisco.fernandez@diputado.congreso.es; 

 pilarfdp@gmail.com;

blanca.fernandez@diputada.congreso.es; 

 aferrando@alcoi.org

 aferre@alcover.altanet.org 

 vicente.ferrer@diputado.congreso.es;

 bertofidalgo@diputado.congreso.es;  

carlos.floriano@diputado.congreso.es;  

anafupa@diputada.congreso.es; 

  agallego@diputado.congreso.es;  

mercedesgamez@diputada.congreso.es;   

joaquingd@diputado.congreso.es; 

 sara.garciaruiz@diputada.congreso.es;  

teresa.garcia@diputada.congreso.es;  

antogarcia@diputada.congreso.es; 

 jgarcialegaz@diputado.congreso.es;

a.gtizon@diputado.congreso.es; 

 marta.gaston@diputada.congreso.es;  

ignacio.gil@diputado.congreso.es; 

 javier.darmendrail@diputado.congreso.es; 

 lgomezp@diputado.congreso.es;  

gloria.gomez@diputada.congreso.es; 

 jagomezt@diputado.congreso.es;  

 sixto.laroda@diputado.congreso.es;  

angel.gonzalez@diputado.congreso.es;  

  gpons@diputado.congreso.es;

adolfoglez@diputado.congreso.es;  

miguelgonzalez670@hotmail.com;

 pilargonzalez@diputada.congreso.es; 

 carlosgonzalez@diputado.congreso.es;  

sgvazquez@diputado.congreso.es;  

pilargrande@diputada.congreso.es; 

 jcgrau@diputado.congreso.es;

 inmaculada.guaita@diputada.congreso.es; 

 alfonso.guerra@diputado.congreso.es;  

carmenguerra@diputada.congreso.es;

vicente.guillen@diputado.congreso.es; 

 antonio.gutierrez@diputado.congreso.es; 

 carmen.bono@diputada.congreso.es;

 rhernando@diputado.congreso.es; 

 ahernando@psoe.es;  

 rafael.herrera@diputado.congreso.es; 

 j.jane@convergencia.cat

 carmen.juanes@diputada.congreso.es; 

 jclagares@diputado.congreso.es; 

 ignacio.landaluce@diputado.congreso.es;

maria.lara@diputada.congreso.es;

  felix.larrosa@diputado.congreso.es;  

jlasarte@diputado.congreso.es; 

 lassalle@diputado.congreso.es;

mlizarra@diputada.congreso.es;  

gaspar.llamazares@diputado.congreso.es; 

 olopez@diputado.congreso.es; 

 lopez.chamosa@diputada.congreso.es; 

 clr@diputado.congreso.es;  

plopez@diputada.congreso.es;  

carmelo.lopez@diputado.congreso.es;

cesar.luena@diputado.congreso.es;  

pere.macias@diputado.congreso.es; 

 jose.madero@diputado.congreso.es;

 eduardo.madina@diputado.congreso.es; 

 anamadrazo@diputada.congreso.es; 

 luis.maldonado@diputado.congreso.es;

arritxu.maranon@diputada.congreso.es; 

 guillermomariscal@diputado.congreso.es; 

 jjaviermarmol@diputado.congreso.es;

carmen.maron@diputada.congreso.es;   

guadalupem@diputada.congreso.es;  

pablo.martin@diputado.congreso.es;

candida.martinez@diputada.congreso.es; 

 teofila.martinez@diputada.congreso.es;  

prospero@diputado.congreso.es;

j.martinez@diputado.congreso.es; 

  vicente.pujalte@diputado.congreso.es;  

manuel.mas@diputado.congreso.es;

 jmatari@diputado.congreso.es;,

 ana.mato@diputada.congreso.es;  

pmatos@diputado.congreso.es; 

 paquimedina@diputada.congreso.es;

 jmembrado@diputado.congreso.es; 

 daniel.mendez@diputado.congreso.es;  

lourdesmendez@diputada.congreso.es;

 mamercant@diputada.congreso.es; 

 mario.mingo@diputado.congreso.es;  

sandra.moneo@diputada.congreso.es;

josu.montalban@diputado.congreso.es;  

marivi.monteserin@diputada.congreso.es; 

 mmontesinos@diputada.congreso.es;

carmen.monton@diputada.congreso.es; 

 cristobal.montoro@diputado.congreso.es;  

montserrat@diputada.congreso.es;

sixte.moral@diputado.congreso.es;

 f.moraleda@diputado.congreso.es; 

  hugo.moran@diputado.congreso.es;

 miguelangelmoratinos@hotmail.com; 

 juanma.moreno@diputado.congreso.es;  

ramon.moreno@diputado.congreso.es;

diegomoreno@diputado.congreso.es;  

jmoscoso@diputado.congreso.es;  

jvmunoz@diputado.congreso.es;

pedromg@diputado.congreso.es; 

 miriam.munoz@diputada.congreso.es;  

gracia@diputada.congreso.es;  

lourdes.munoz@diputada.congreso.es;  

fm@diputado.congreso.es;  

anadal@diputado.congreso.es;  

 mdolorsnadal@diputada.congreso.es;

eugenio.nasarre@diputado.congreso.es; 

 cnavarro@diputada.congreso.es; 

 pilar.cazorla@gppnv.congreso.es;

jose.oria@diputado.congreso.es;  

arseniopacheco@diputado.congreso.es;  

montserrat.palma@diputada.congreso.es;

jordi.pedret@diputado.congreso.es; 

 adelapedrosa@diputada.congreso.es; 

 joseluis.perestelo@cablapalma.es; 

 manuel.pcastell@diputado.congreso.es; 

 maria.perez@diputada.congreso.es; 

 margarita.herraiz@diputada.congreso.es;

  jap.tapias@diputado.congreso.es;

manuel.pezzi@diputado.congreso.es;  

merce.pigem@diputada.congreso.es; 

 angel.pintado@diputado.congreso.es;

jesus.posada@diputado.congreso.es;  

gabino.puche@diputado.congreso.es; 

 dolores.puig@diputada.congreso.es;  

 jesus.quijano@diputado.congreso.es;  

carmen.quintanilla@diputada.congreso.es; 

 sebastian.quiros@diputado.congreso.es;

aramirezdelmolino@diputado.congreso.es;   

 juanluis.rascon@diputado.congreso.es;  

jaime.reinares@diputado.congreso.es;

pacoreyes@diputado.congreso.es; 

 jridao@diputado.congreso.es; 

 inma.riera@diputada.congreso.es;  

gloria.rivero@diputada.congreso.es;

 gonzalo.robles@diputado.congreso.es; 

 mdelarocha@diputado.congreso.es; 

 carmen.maniega@diputada.congreso.es;

 beatriz.rsalmones@diputada.congreso.es; 

 rafroman@diputado.congreso.es; 

 aurelio.romero@diputado.congreso.es; 

  susana.ros@diputada.congreso.es; 

 luisa.rudi@diputada.congreso.es;

  jruiz@tinet.org  

romanruiz@diputado.congreso.es;

portavoz.popular@gpp.congreso.es;  

alexsaez@diputado.congreso.es;  

lcsahuquillo@diputado.congreso.es; 

 elena.salgado@diputada.congreso.es;  

maria.salom@diputada.congreso.es; 

 carlos.salvador@diputado.congreso.es;  

mamen.sanchez@diputada.congreso.es;

 celinda.sanchez@diputada.congreso.es;

  pedro.sanchez@diputado.congreso.es; 

   aurelio.sanchez@diputado.congreso.es;

desantaana@diputada.congreso.es; 

 josep.santamaria@diputado.congreso.es; 

 conchisanz@diputada.congreso.es;

 oseco@socialistasvizcainos.com;

jose.segura@diputado.congreso.es; 

 seller@diputada.congreso.es;

 juana.serna@diputada.congreso.es; 

 rsimancas@diputado.congreso.es; 

 maria.jose.solana@diputada.congreso.es;  

federico.souviron@diputado.congreso.es;

celestino.suarez@diputado.congreso.es;  

montse.surroca@diputada.congreso.es; 

 domingotabuyo@diputado.congreso.es;

 jtarda@diputado.congreso.es; 

 rtarno@diputado.congreso.es;  

ctarruella@diputada.congreso.es;  

luistomas@diputado.congreso.es;

 baudilio.tome@diputado.congreso.es; 

 ana.torme@diputada.congreso.es; 

 martat@diputada.congreso.es; 

 jandres@diputado.congreso.es;

angelvictor@diputado.congreso.es; 

 vtortosa@diputada.congreso.es; 

 federico.trillo@diputado.congreso.es;   

carlos.trujillo@diputado.congreso.es;  

matrujillo@diputada.congreso.es; 

 luis.tudanca@diputado.congreso.es;  

ignaciouriarte@diputado.congreso.es;

 evalenciano@diputada.congreso.es; 

 francesc.valles@diputado.congreso.es; 

 fvano@diputado.congreso.es; 

 antonio.vazquez@diputado.congreso.es; 

 mariajose.vazquez@diputada.congreso.es; 

 juan.vera@diputado.congreso.es;  

teresa.villagrasa@diputada.congreso.es;

 celia.villalobos@diputada.congreso.es; 

  fvillar@diputado.congreso.es;

  julio.villarrubia@diputado.congreso.es;

 jordi.xucla@diputado.congreso.es;

 

Leave a comment »

ESTE 8 DE MARZO SE LLAMA ELKOURIA

AUTOR: tomasvte

Desde que hace algo más de tres décadas descubrí que existía el Día de la Mujer, lo he tenido presente cada año. Pero este 8 de Marzo de 2011 tiene para mí un significado especial, dramáticamente especial, porque este 8 de marzo de 2011 tiene nombre y apellidos, tiene un rostro que conozco, se llama Elkouria Badbad Hafed, es saharaui y es mujer. Y por ser mujer está retenida en los Campos de Refugiados de Tinduf, en el desierto argelino donde malviven desde hace 35 años quienes tuvieron que huir de su tierra cuando el reino de Marruecos invadió el Sáhara Occidental.

A Elkouria le ha sido arrebatada una atención sanitaria que necesita y que ha recibido durante los 10 años que ha vivido con nosotros. A Elkouria le han truncado su formación intelectual -cursa 2º de bachillerato con mucha dedicación y buenos resultados- y su acceso a la universidad donde poder forjarse una profesión. A Elkouria le han permitido crearse un mundo que ahora le arrebatan de la noche a la mañana. Y todo ello por ser mujer. A Elkouria le niegan su libertad porque es mujer.

El 8 de Marzo es una fecha en torno a la cual se recuerdan los derechos adquiridos por las mujeres y se hace hincapié en aquellos que todavía quedan pendientes de ser ejercidos en igualdad de condiciones con los hombres y en los distintos lugares de la Tierra. Se publican distintos manifiestos, se resaltan noticias, se escriben artículos de opinión, editoriales, casi siempre con generalidades que sirven para todos en general y para nadie en particular. Es lo que suele suceder cuando se habla de derechos humanos, libertad, justicia -hermosas palabras maltratadas en la espalda de tantos-, se hace desde sentimientos, desde ideas o desde ambos a la vez, pero es cuando adquieren la concreción de una cara, de unos ojos que te brindan una mirada amiga o que derraman unas lágrimas de tristeza o de alegría, de una boca que dibuja una sonrisa, de unas manos que estrechan las tuyas, cuando adquieren sentido las grandes ideas, las grandes palabras, los grandes discursos.

“Defender el bosque es defender a cada uno de sus árboles, a cada una de sus criaturas”, me dijo hace poco una de esas personas cuya humanidad lo sobrepasa. Elkouria es uno de esos árboles en el bosque de la opresión de género. Al principio creía que era cosa de su familia biológica pero en estos dos meses en los que he oído la opinión de mucha gente cercana a la realidad de los Campamentos saharauis, en los que he conocido ligeramente las alcantarillas que, como toda organización, tiene el Frente Polisario mi dolorosa conclusión es otra: las jóvenes saharauis son retenidas en los Campamentos porque son las anclas con las que sujetar a los hombres a aquel mar de arena. No es cosa de la familia, son directrices de las autoridades saharauis. Elkouria no es el único caso, hay más.

Personas muy implicadas en la defensa de los derechos del pueblo saharaui y de los derechos humanos en general me han sorprendido al justificar la situación de Elkouria amparándose en tradiciones, en culturas, olvidando que esos mismos prejuicios los han combatido hasta no hace mucho dentro de nuestras fronteras. Flaco favor le hacen al pueblo, al gobierno y a cada una de la mujeres saharauis, allá ellos. Sigo defendiendo, como el primer día, el derecho de los saharauis a tener su patria pero no vale todo para conseguirlo, y menos privar de sus derechos a las mujeres. Porque son vicios que después no hay manera de quitarlos. En este 8 de Marzo, libertad para Koria.

 

Leave a comment »

Distinguir el bien del mal

Distinguir el bien del mal

.


La conciencia moral es la facultad que capacita a la persona para percibir la cualificación moral de sus acciones u omisiones. La autoconciencia moral emite el juicio que define el valor moral del acto: el bien o mal contenido en él. Se trata de una función de la conciencia ligada al intelecto, pues tiene por misión conocer la verdad en el ámbito de los valores, ante todo morales.

La verdad sobre los valores morales permite establecer la normatividad moral: el conjunto de principios que orientan a la persona para realizar el bien. La verdad posee, dentro de la estructura de la persona, un poder normativo: una capacidad de dictar normas que determinan el verdadero bien de la persona en el obrar. La normatividad es fruto y consecuencia de la existencia de los valores, que se conocen de modo objetivo, y por ello se pueden dar normas objetivas referentes a ellos.

La noción de deber se halla íntimamente conectada con la de normatividad y con la participación de la acción en la verdad. La verdad acerca de los valores establece una normatividad que tiene carácter de deber, que se impone al hombre como una algo que se debe realizar.

La experiencia del deber manifiesta la dependencia de la acción humana respecto de la verdad. Al experimentar el deber de realizar una determinada acción constatamos la existencia de un determinado valor que reclama de nosotros una determinada conducta. La verdad del valor constituye la base de la formación del deber: “el poder normativo de la verdad (…) explica los deberes en cuanto referidos a los valores” [Wojtyla]. Dicho de otro modo: la verdad sobre el bien establece el fundamento de la normatividad moral. A su vez, la normatividad expresa y encierra un determinado deber: cuanto más profundo es el convencimiento de que una norma indica un bien verdadero, tanto más fuerte es la obligación o deber que genera”.

La experiencia del deber pone de manifiesto la vinculación de la libertad con la verdad. La normatividad moral, en cuanto que significa la dependencia de la verdad en el obrar, no anula o coarta la libertad, sino que es su expresión más clara.

La formación de la conciencia moral es la tarea auto educadora que realiza el sujeto humano a fin de alcanzar un buen discernimiento de la verdad sobre los valores morales. La formación moral se nutre del ejemplo aportado por modelos humanos valiosos y atractivos. La vida ejemplar de algunas personas puede constituir el mejor patrón de conducta de ciertas actitudes morales fundamentales para la formación moral: respeto, honradez, solidaridad, lealtad, servicio, generosidad… Las biografías de ciertos personajes de la historia suele constituir un buen marco de referencia para la educación de la conciencia moral. La buena Literatura puede también jugar un papel importante en la educación moral, en cuanto que ofrece una galería de modos de comportamiento paradigmáticos ejemplares o execrables.

El conocimiento de los valores morales ejemplificados en determinadas personas permite asimismo determinar el proyecto de vida: el conjunto de objetivos que un hombre se propone conseguir a lo largo de su vida así como los valores o estilo moral con que desea configurarse a sí mismo. El proyecto de vida obedece a una voz interior que la persona escucha en su interior y es a la vez la respuesta moral a esa vocación.

Ante las posibles opciones que presenta la vida en cada momento la conciencia debe iluminar la mente para elegir bien. La conciencia puede adoptar diversas posturas ante una coyuntura concreta de la vida:

En unos casos la conciencia propone, sugiere, invita, impulsa al sujeto a tomar una determinada opción.

Otras veces desecha, desestima, rechaza una posible actuación.

En ocasiones duda o queda perpleja sobre la conveniencia o no de actuar de una determinada manera.

Otras veces el sujeto siente temor o incertidumbre ante una situación presente o futura que no sabe resolver adecuadamente.

También la conciencia puede enjuiciar las acciones pasadas: detestarlas (experimentando remordimiento, arrepentimiento) o encomiarlas (sintiendo satisfacción interior por la obra realizada).

La autoconciencia moral se halla lejos de realizar una mera función teórica: la definición del bien y el mal. El carácter marcadamente práctico de la autoconciencia moral viene dado por desempeñar una cierta función de puente entre el conocimiento objetivo de los valores morales y las circunstancias individuales en las que se ejerce la acción. Su misión propia “no es meramente cognoscitiva (…) sino que consiste también en hacer depender el acto de la verdad conocida” [Wojtyla]. Para obrar bien no basta con conocer lo bueno, se precisa también el querer obrar bien, y además superar con fortaleza las dificultades que se presentan. La autoconciencia moral interviene integrada en la dinámica de la voluntad, que asume los dictados de la conciencia moral y encauza la acción de acuerdo a ellos.

Leave a comment »