Posts tagged Playas

LATINOÁMERICA SU HISTORIA

 En tierra Maya
Un viaje a Guatemala exige conocer el mundo maya. Esta civilización dejó una gran aportación que se evidencia en las tradiciones, gastronomía, lenguaje, creencias y vestimenta. Los mayas actuales son el producto del proceso de colonización por parte de los españoles y de la exposición a otras formas de vida, pero sin duda su esencia está muy viva.

Para comprobarlo sólo basta fijarse en que los nombres de muchos de sus pueblos sean vocablos de alguna de las 32 lenguas mayas que se hablan en el país. Incluso en la capital, donde sólo hay un 10% de indígenas, se observa el uso de las vestimentas tradicionales de las diferentes comunidades indias.  Igualmente, la gastronomía sigue siendo a base de maíz, producto de la tierra del cual los mayas pensaban se componía el ser humano.

El contacto con la tradición maya puede tenerse de diversas maneras. Una de ellas es viajando desde la capital por carretera unas tres horas para llegar a Chichicastenango, o lugar de ortigas o zarzas. El escenario capitalino con mucho tráfico y edificios modernos, se queda atrás. Aquí los domingos se vive al ritmo de la convulsión que provoca la gente caminando, gritando y comprando en el gran mercado que les ofrece frutas, verduras, carnes, semillas, artesanía, ropa, zapatos y todo lo que haga falta. Es como el gran día para comprar y hacer negocio.

A un costado del mercado se levanta una estructura blanca con una gran escalinata al frente, es la Iglesia Santo Tomás. Los españoles construyeron este templo católico en 1540 cuando se dieron cuenta de que los mayas visitaban esa colina para adorar a sus dioses.

Más tarde, según dicen,  un sacerdote encontró allí el Popol Vuh, el libro sagrado de los pueblos mayas. Los españoles lograron la conversión al catolicismo de este pueblo, por  una visita al interior de esta iglesia sirve para comprobar que éstos realizan ritos que no se enseñan en la catequesis, como negándose a desprenderse de sus creencias ancestrales.

Durante la misa, que se ofrece en español y quiché, una lengua maya, los indígenas ataviados con sus vestimentas tradicionales entran, se arrodillan frente a unos rectángulos de madera que se levantan unos centímetros del piso para colocar velas formando un cuadrado perfecto.

 Poco a poco las encienden, tiran pétalos sobre ellas y las rocían con alcohol, mientras rezan en su lengua. Cuando los vi pensé que sólo sus dioses, cualesquiera que sean, entendía lo que ellos pedían, pero lo que  sí podía constatar era que sus caras ajadas, como suelen tenerlas aquellos que no han tenido una vida muy cómoda, reflejaban una gran fe.

El hollín que han producido las miles de velas que durante años se han prendido allí cubre la escasa ornamentación, los retablos de madera y las paredes toscas de este templo. El olor a incienso es intenso y comienza a sentirse desde que uno se acerca a las escalinatas, las cuales rememoran la fachada de los antiguos templos mayas. Los mayas creen que es necesario purificarse antes de entrar con este humo que sube al cielo y con rezos. Este templo es único en el mundo y estar allí es un desafío para los sentidos.

Afuera, en los quioscos atendidos por mujeres y niños, los turistas encuentran toda clase de artesanías: tapices bordados a mano, cofres de maderas, chales, collares, santos y nacimientos tallados, carteras y un largo etcétera.
 
Para llegar al Tikal
Para conocer más los orígenes de la civilización maya puedes tomar un avión o hacer un viaje en autobús durante ocho horas hasta Tikal, la ciudad principal del mundo maya en Guatemala.

 Los más aventureros, que prefieran “mochilear”, pueden trazar una ruta que cubra a ésta y a otras ciudades como: Yaxhá, Ceibal, Aguateca, Uaxactún, San Bartolo y El Mirador. En esta última, se encuentra la pirámide maya más grande que se ha descubierto, considerada así por el tamaño de su base.

Aventura natural
En Guatemala la naturaleza cobra protagonismo. Sus 38 volcanes, tres de éstos activos, son uno de sus atractivos principales. Durante mi visita, ascendí al volcán Pacaya o la “Antorcha de América” como se le conoce por sus constantes erupciones, ubicado a  2,500 metros sobre el nivel del mar.

 La subida no fue fácil, caminé durante dos horas casi todo el tiempo monte arriba. Luego corrí jalda abajo, asistida por el guía, por una montaña de ceniza volcánica en la que mis piernas se hundían casi hasta las rodillas. Sobreviví, para entonces trepar por las rocas formadas por la ceniza seca que cubre la falda del volcán.
Tanto esfuerzo   valió la pena porque una vez en el lugar indicado el guía removió las piedras y allí estaba el río de lava. El vapor caliente no permitía que nos acercáramos demasiado ni que tocáramos las rocas. Para alimentarnos después de todo ese ejercicio ensartamos malvaviscos y salchichas en ramas de árboles y las acercamos al fuego para calentarlas. ¡Impresionante! Por fortuna, el guía se apiadó y trazó una ruta más fácil para regresar.

El paseo al Lago Atitlán es más relajado. La inmensidad de este cuerpo de agua  me recordó el mar, pero más hermoso aún, porque la majestuosidad de la secuencia de los volcanes en su entorno le imparte dramatismo al panorama. Son los volcanes  Atitlán, Tolimán y San Pedro. La vista desde el mirador improvisado que está en la carretera en ruta a Panajachel es imponente. 

Una vez en el pequeño pueblo, que vive principalmente del comercio que genera este atractivo turístico,  caminamos  sus calles, comimos en uno de sus restaurantes, paseamos en  lancha por el lago y pasamos  al menos una noche. Era preciso conocer  este ambiente nocturno en el que se entremezclan los locales con los inmigrantes que una vez fueron de visita  pero quedaron tan prendados del lugar que decidieron quedarse en este paraíso.

Guatemala también ofrece diversión en sus playas de las costas Atlántica y Pacífica. También la posibilidad de hacer ‘Water rafting’ por sus ríos, “Campoy tours” por sus bosques, visitas a cuevas y cataratas, actividades de pesca, observación de aves y cabalgatas, esto entre otras muchas excursiones ecoturísticas.

Huella española
El paso de los españoles por Guatemala se hace notar Antigua, la que en 1526 se convirtió en la tercera ciudad capital de los colonos. Los españoles establecieron la primera capital en Iximiche, de donde se mudaron porque no había oro y encontraron mucha resistencia de los indígenas.

La segunda capital estuvo en las faldas del volcán de agua, pero después de dos semanas de lluvias intensas el cráter se llenó y  durante un movimiento de tierra inundó al pueblo.  Otra vez se mudaron, esta vez a Antigua, de donde salieron en 1578 después de dos terremotos devastadores. Finalmente, se instalaron en la actual Ciudad de Guatemala.

Sus calles empedradas, edificios con jardines interiores, iglesias y plazas engalanan la ciudad declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO desde 1979. El recorrido hay que hacerlo a pie para entrar en cada tienda, bar, iglesia, heladería, restaurante, café o museo que a uno le llame la atención.

Por la noche la ciudad es otra cosa. Los edificios históricos se ilumina resaltando su belleza, y los bares y restaurantes, con una oferta gastronómica muy variada, se llenan para dar paso a una velada espectacular.
Escondido entre las montañas de Antigua, los amantes del golf y de los Resorts a todo lujo tienen un refugio: La Reunión Antigua Golf & Resort. Aprovechando toda la belleza natural que les rodea, diez empresarios guatemaltecos desarrollaron este complejo que se compone de residencias, casa club, campo de golf y un hotel.

Las habitaciones son tipo cabañas de vistosas decoración, piscina privada, un balcón con vista al volcán y baño con jacuzzi, entre otras amenidades. Su restaurante ofrece exquisitos platos que combinan las delicias de la cocina guatemalteca con la internacional. Para conocer más accede: http://www.lareunion.com.gt.

Debes saber
• Cómo llegar: COPA ofrece vuelos desde Puerto Rico a través de Panamá.
• Dónde quedarse: En la capital existen grandes hoteles de cadenas internacionales, como: Crowne Plaza, Intercontinental, Westin, Marriott y Holiday Inn. En otras localidades, son comunes los hoteles más pequeños y hostales.
• Cómo vestir: Es aconsejable llevar un abrigo. Para subir a los volcanes se recomienda usar pantalón largo, zapatos cerrados, bloqueador solar y gorras. En época de lluvia, una capa es muy útil.
• Sobre el clima: La temporada seca es de noviembre a mayo; la lluviosa, de junio a octubre.
• Qué comer y beber: La gastronomía chapina (a los guatemaltecos le dicen chapines) se compone básicamente de tortillas de maíz, arroz, frijoles negros, refrito, aguacate, carne, pollo y amarillos. Tienes que probar la cerveza Gallo y el ron Zacapa.

 

Anuncios

Comments (2) »

ALICANTE PARTE DE SU CULTURA

Alicante se encuentra a lo largo de la Costa Blanca, y se encuentra en la costa este de España en el Mar Mediterráneo. Alicante es conocida por ser un excelente destino para las familias, y es famosa por la calidad de sus playas y sus largas horas de sol. Es la segunda ciudad más grande en la región de Valencia tiene una población de alrededor de 350.000 personas y tiene muchas actividades que los niños disfrutarán.

Los siguientes puntos, son lugares de entretenimiento donde puede ir con sus niños:

Parques de recreo infantil en Alicante.

Parque de Canalejas:

Este es el parque público más antiguo de Alicante, que se erigió por más de 120 años! Es un gran área de ocio y un lugar recreativo en la ciudad y es el hogar de 100 fascinantes plantas de caucho. Hay muchas diversiones para niños que se encuentran en este parque. Los mayores se quedarán sorprendidos por el mapa español que ha sido construido en piedra.

Los Pelaos Park:

Este parque está ubicado en la zona de Playa de San Juan. Es un parque de juegos, donde hay un laberinto interior que sin duda sus niños pasaran un buen rato. Este parque de juegos se utiliza principalmente para actividades de los niños, tales como los partidos.

Parque El Palmeral de Alicante:

Parque El Palmeral corre a lo largo de la playa y ofrece gran cantidad de senderos, zonas de agua, áreas de juego para los niños y un teatro que se desarrolla durante todo el verano. Qué podría ser mejor que un picnic familiar en las palmeras con sus numerosas y grandes cascadas. Especialmente para los niños hay un paseo en barco contratado desde aquí.

Playas y deportes acuáticos en Alicante

Playa de San Juan de Alicante:

Esta es la playa más famosa de Alicante, que se extiende desde la playa de El Campello, en todo el camino de la costa hasta el Cabo de las Huertas. La calidad maravillosa de arena que se encuentran en esta playa y las visitas son una relajación agradable para los niños y padres. La playa tiene muchas zonas reservadas para los deportes de playa como el fútbol, voleibol de playa y deportes acuáticos como el windsurf. Hasta los castillos de arena son clásicos en está playa.

Playa del Postiguet de Alicante:

Esta playa se encuentra en la ciudad a los pies del Castillo de Santa Bárbara y junto al puerto. La playa tiene una arena maravillosa, y las pasarelas son bordeadas de palmeras. Hay muchas zonas deportivas para disfrutar aquí con la familia.

Playa Lisa en Santa Pola:

Disfrute de los 11kms de la playa en el pueblo pesquero y deportivo de Santa Pola (a menos de 30 minutos de Alicante  (21 kilómetros en coche por la N-332), y aquí los niños pueden disfrutar de las embarcaciones a pedales y windsurf.

Lecciones de vela para niños:

Si se dirige cerca a la Playa de la Albufereta, se puede formalizar la matrícula a los niños en las clases de vela. Hay varios cursos para niños de todas las edades y habilidades. Ellos disfrutaran de las clases de vela y el windsurf en el Club Náutico Alicante Costa Blanca.

Lugares de interés para los niños y los parques temáticos en Alicante:

Castillo  Santa Barbara:

El castillo está situado en un promontorio de tierra y torres por encima de Alicante, y es el emblema de la ciudad. Santa Bárbara fue construido por los árabes en el siglo 10 y tiene todo para ofrecer al visitante, en particular los niños. Los cañones, el palacio, el foso, el museo de hogueras, mazmorras, y las impresionantes vistas de la torre de observación que hipnotizaran  a los más jóvenes. En el verano, hay conciertos de música al aire libre para disfrutar, los cuales son organizados por el Consejo local de la ciudad.

Parque Temático Monte Tossal:

Monte Tossal está situado en el centro de la ciudad al lado del Castillo de San Fernando. El Parque se encuentra en la ladera del Monte Tossal y se divide para describir las diferentes regiones de Valencia. Hay actividades muy divertidas para que los niños puedan disfrutar aquí  como: mini golf, ajedrez gigante, skate, patinaje y otros juegos.

Cuevas de Canelobre:

Haga un viaje a las Cuevas de Canelobre, están a sólo 25 km de Alicante. Son las más grandes y más profundas cuevas en España. Los niños mayores podrán admirar la magnificencia de las estalactitas y estalagmitas, y todos ustedes aprender todo sobre la historia de las cuevas a través de la visita guiada.

Viaje de un día a la Isla de Tabarca:

Los más jóvenes de la familia pueden ir a un viaje a la Isla de Tabarca. Esta pequeña isla está a sólo 30 minutos en ferry de Santa Pola. Les encantará la perca (tremendo pez) a sí mismo ir a conocer la maravillosa vida marina en el fondo, ello gracias a un cristal en la embarcación, donde se puede ver nítidamente el fondo marino. La Isla de Tabarca fue la primera reserva marina en el continente español y cerca de 1.500 hectáreas de la vida marina están protegidas hoy en día. Las playas rocosas y las aguas cristalinas de la isla, lo convierten en un perfecto día para estar fuera con la familia.

 

Leave a comment »

TORREVIEJA SU HISTORIA

 
HISTORIA
HISTORIA

 torrevieja  PPS

LAS SALINAS

La historia de Torrevieja está ligada a la de las salinas, las cuales durante siglos pasados reportaban muchos beneficios a la Corona. El Rey podía conceder gracias y favores a sus aliados como donación a perpetuidad, aunque con la prohibición absoluta de que éstos las cediesen a particulares. Las salinas de La Mata y Torrevieja eran consideradas como Cotos Reales, pertenecientes tradicionalmente a la Corona.

El 11 de enero de 1273, un Privilegio de Alfonso X autoriza a todos aquellos que estén avecindados en la Ciudad de Orihuela el tomar sal para su consumo de las salinas mayores que están en su término, es decir, de las salinas de Torrevieja. Cuarenta y ocho años más tarde, en 1321, es el Infante D. Sancho, hijo de Alfonso XI, el que concede a perpetuidad las Salinas de Torrevieja al Concejo de Orihuela, con excepción de las de La Mata. La donación prohibía la venta de dichas salinas, el empeño o cambio de las mismas y castigaba económicamente a todo aquél que osara ir contra esta donación teniendo que resarcir al Concejo de todos los daños que por esta razón sufriera.

Fountain%20in%20Torrevieja%20plaza%20copy

A mediados del siglo XIV las salinas de La Mata, que continuaban siendo prerrogativa regia, son prometidas por Pedro I, monarca castellano, a sus aliados genoveses a cambio de ayuda naval contra Aragón. En 1364 Pedro IV el Ceremonioso, agradeciendo al Concejo de Orihuela la defensa de la villa como aliada de la Corona de Aragón y su nombramiento como señor de la misma, le otorga diversos privilegios como la incorporación de Orihuela a la Corona de Aragón, la exención de pago de 15.000 libras de renta y donación a perpetuidad de las salinas de La Mata.

torrevieja-013

1389-1759 La laguna de Torrevieja como proyecto de piscifactoría.

Durante la Edad Media las salinas de la Mata fueron, junto con las de Ibiza, los dos centros de producción más importantes de la Corona de Aragón. La preponderancia de estas contrastaba  con la producción de la laguna de Torrevieja, a todas luces inferior con respecto a la demanda. El arrendamiento, que era la forma de explotación de las salinas, se efectuaba como es natural en relación con la producción que de ellas se podía extraer. 
En 1758 la laguna se había desecado completamente. En el acta del 11 de octubre se expresa la orden de la Corona de poner de nuevo al corriente la albufera, contestándole ésta que no tiene caudales para el coste de las obras y mantenimiento y que por tanto se le exima de la obligación. El Estado acepta una reversión de la laguna, hecho que se hizo efectivo por Real Orden de 12 de julio de 1759. La posibilidad de aumentar la producción de sal hizo que el Estado ensayara las primeras extracciones, que daría como resultado el comienzo de la preponderancia salinera de la laguna de Torrevieja en el siglo XVIII.
La explotación y administración de la renta de la sal en las salinas de La Mata

laguna_mata011

La laguna de La Mata estaba enteramente empleada en la extracción de sal, siendo ésta monopolio de la Corona y arrendándose su explotación a particulares. El abastecimiento del Reino era prioritario, exportándose el excedente por Guardamar, Alicante y Santa Pola. Como consecuencia de esta sistema de arrendamiento la extracción del producto estaba vetada a los vecinos.

 

Hasta el siglo XV los arrendadores eran gentes de poblaciones cercanas Orihuela, Guardamar y Alicante; en 1465 la Corona las arrienda a Luis de Santangel, mercader de Valencia, y posteriormente por Privilegio Real a sus herederos Luis y Jaume Santangel. Los arrendadores del derecho de la sal del Reino de Valencia tenían el arriendo por un periodo de tres años. Más tarde, a finales del siglo XIV se estableció en cuatro años prorrogables por otras cuatro.

El sistema de extracción seguido consistía simplemente en esperar la evaporación de las aguas de la laguna, circunstancia que ocurría en primavera y verano. Las orillas quedaban cuajadas de costras de sal que eran arrancadas con hachas y otros instrumentos rudimentarios para luego ser transportadas por caballerías a través de unos senderos llamados caminales, que se encuentran dentro de la propia laguna.

embalse-de-poniente-map1

El embarque de la sal se realizaba en el embarcadero de la torre de las salinas, además de la sal para el Reino de Valencia, se embarca también para el Reino de Galicia y el extranjero, llegándose a un activo comercio vía marítima con Italia. Ha de señalarse que en La Mata comenzó a crearse un núcleo de población sobre la base de los trabajadores de los pueblos vecinos dedicados a las faenas de la sal, empleados en salinas y torreros. El hecho se demuestra por la construcción de la parroquia en 1772.

Comienza la extracción en la laguna de Torrevieja. Sus consecuencias

Los primeros embarques se producían por la Torre Vieja por ser el punto más cercano a las salinas y el que mejores condiciones ofrecía para el ancoraje de los buques. Desde que comienzan los embarques en el nuevo muelle de la Torre Vieja, Orihuela ve cumplida una vieja aspiración, tener puerto para sus exportaciones, privilegio que perdió en el siglo XVII cuando las Cortes que el Reino de Valencia ordenaron el comercio marítimo por el puerto de Alicante.Con motivo de los trabajos de extracción y embarque de sal, se levantan las primeras casas. La población comienza a ir en aumento y se nutre el aporte poblacional fundamentalmente del Campo de Salinas, Guardamar, Rojales y Campo de Cartagena. La explotación de sal actúa como detonante para el desarrollo demográfico y económico.

 Morning%20on%20the%20Paseo%20Maritimo%20copy

En 1777 se da permiso a un comerciante para que pusiera una tienda de comestibles con el fin de facilitar a los habitantes la adquisición de alimentos más baratos que en Guardamar, siendo el mismo año en el que se decreta la separación de Orihuela. Mientras tanto la sal de la Mata se sigue embarcando por la Torre de las Salinas, donde en 1792 se comienza a construir un nuevo embarcadero en un sitio llamado “las peñetas”. Con el aumento de población, en 1789 se construye la primera ermita con vicario propio y sufragada por el erario Real.

En 1803, Carlos IV aprueba el plano de la población y le da el nombre de Torrevieja. Para el servicio se estableció por cuenta de la  Hacienda un escribano de rentas, un médico y un maestro de primeras letras. La sal de la nueva salina fue muy bien recibida por los extranjeros pareciéndoles más fuerte por ser más oscura que la de La Mata, pero más barata, puesto que ya pueden cargar directamente desde el embarcadero de la Rada de Torrevieja.

torrevieja-044b

El procedimiento de extracción era la evaporación de la laguna, se marcaban unas zonas, las calzadas donde se apilaba la sal recolectada únicamente de las orillas.

ANTEShistoria2sihistoria1sisi2
Explotación de sal en la laguna de Torrevieja. (Alicante)Parque de 3.700 hectáreas repartidas entre lagunas y áreas circundantes, localizado en la provincia de Alicante, muy cerca de las localidades costeras de Guardamar del Segura y Torrevieja y a escasa distancia de la costa mediterránea. Fue declarado parque natural en 1994, pero ya gozaba de protección bajo las figuras de paraje natural desde 1988 y de refugio nacional de caza desde 1989. La importancia ecológica del enclave ha propiciado su inclusión en el listado de zonas húmedas de importancia internacional —conocido como convenio de Ramsar—, así como su clasificación dentro del conjunto de Zonas de Especial Protección para las Aves (ZEPA).
El medio físico
Una de las principales características del paisaje es su humanización. La explotación de sal en la laguna de Torrevieja ha llevado a construir numerosos diques que separan unas zonas de otras para su aprovechamiento, con lo que la superficie de aguas libres se ve dividida, de manera artificial, en espacios más o menos geométricos. Además, la presión urbanística que ha afectado a la zona costera levantina durante la segunda mitad del siglo xx ha dejado a las lagunas del parque prácticamente rodeadas por urbanizaciones que ponen en peligro la integridad del lugar.
La historia geológica de este entorno natural resulta compleja, y parece que forma parte de lo que en el pasado era una zona marismeña mucho más amplia conocida como la albufera de Elche, en la que también …

ACTUAL

Comments (3) »